2. Solidaridad

Consol, Amel, Jaume y Mohamed

Mohamed_Jaume-2910

 

Jaume

Soy originario de Capellades, Igualada. Allí hice mi formación en una escuela industrial. Primero fui a Barcelona donde estuve un año. Allí conocí a Consol, ella era mi jefa! Trabajaba en la fábrica de su padre. Pero al poco tiempo comenzó a tener problemas y respondí a un anuncio en La Vanguardia en el que buscaban obreros técnicos para una fábrica en Sant Adriá. Llegué aquí por trabajo y ya llevo 53 años. Y de aquí ya no me muevo!

Mohamed_Jaume-1929

Nuestra actividades sociales las realizamos desde la vieja parroquia de Sant Adrià. La titular que llaman aquí. Cumple mil años. Esta construida sobre la antigua iglesia románica que fue destruida durante la guerra civil. Aquí es donde  viven los curas, porque hay varios. Desde esta parroquia se hace mucha labor social. Una de ellas Cáritas, que  tiene una gran actividad aquí.

Nosotros estamos ligados a sus actividades sociales. Amel hace de mediadora, Consol da clases de alfabetización para adultos, Mohamed da clases de árabe para niños. Somos 10 personas en total y nos vamos repartiendo las tareas.

Mohamed_Jaume-1865

Mi mujer estaba dando clases aquí. Y así conoció a a Amel, ¡que era una alumna muy espabilada! Tanto que ahora ella misma da clases. Consol y Amel congeniaron muy bien. Y luego conocimos a Mohamed. Empezamos a compartir diferentes momentos, a tomar café juntos.

Algunas veces hemos ido a visitar a su familia en Marruecos. La experiencia fue muy buena. Recuerdo que muchas veces quería hablar con la gente en Francés y enseguida pasaban al Español. Nos trataron muy bien. Son gente muy amable, cuidan mucho las relaciones familiares, son muy unidos. El padre de Mohamed me impresionó mucho, su liderazgo, el respeto que generaba.

Encajados Sant Adriá

Jaume “Encajado” por Joan Tomás durante las fiestas de Sant Adrià.

De allí lo mejor es el trato humano, es muy agradable. Tienen muchos problemas pero en lo que se refiere al respeto entre la gente, el respeto a la gente mayor y la valoración de la familia, tenemos mucho que aprender. Eso si, todavía hay mucho que hacer para que la mujer este al mismo nivel que el hombre. Esa es una asignatura pendiente.

Mohamed_Jaume-1789

A mi siempre me ha parecido que no hay “otros”, que todos somos lo mismo. Cuando nos conocimos, fuimos aprendiendo unos de otros. Encontré un paralelismo entre su cultura amezigh y la catalana y entre su lengua y el catalán. El contacto personal hizo mucho, además el paralelismo de preocupaciones e inquietudes sociales. De esta manera hemos creado un nexo muy fuerte.

 

Mohamed

Llevo aquí 14 años. Tenia 25 años cuando decidí migrar. Vine solo y me instalé inicialmente en la casa de mis primos. Soy de Tetuan donde tengo a mis padres y hermanos. Una parte de mis hermanos están en Europa. Aqui aprendí el español y el catalán. Mi familia allá es comerciante, lo que hacen en general los bereberes. Los dos primeros años estuve en Sagrada Familia con mi primo, luego me mudé a Badalona y finalmente me instalé en Sant Adriá. Aquí vivo con mi familia, mi mujer y mis dos niñas. Las dos nacidas aquí. Una en Santa Coloma y la otra en el Vall d´Hebrón.

Con Amel nos conocimos en Tetuán, ella es de mi mismo barrio. Cuando bajaba y subia y bajaba nos conocimos. Ahora seguimos yendo todos los años pero cuando eres soltero bajas más.

Aquí en la parroquia se dan clases de catalán y castellano para adultos. Las actividades con niños las realizo en la escuela Pompeu Fabra donde esta tarde daré clases de árabe para un grupo de 30 niños y niñas y los fines de semana doy clases de amazigh. Es una actividad que hacemos, con el apoyo del regidor de Educación, con el objetivo de que los niños mantengan su idioma materno y conozcan su cultura de origen. Esta incluida como una actividad extra-escolar. Participan niños de origen marroquí, argelino y también tenemos un par de niños catalanes. Una niña y un niño. Van y vienen porque el árabe les es un poco difícil pero poco a poco van captando el abecedario, vocabulario y es además una buena manera de conocer la cultura marroquí.

 

Mohamed_Jaume-1775

Con Jaume y Consol nos conocimos cuando llegó mi mujer, Amel. Vino directamente aquí a aprender el castellano. Ella empezó a estudiar con Consol, la mujer de Jaume. Hasta ese momento mi vida era la de cualquier migrante, lo que tocaba era trabajar y trabajar. Te mueves en un círculo muy cerrado. Me veía con otros compatriotas en Barcelona para tomar un café y no mucho más. Con la llegada de mi mujer se abrió el círculo.

Pude compartir con Jaume mis ideales y mis motivaciones en relación a la causa amazigh. Un momento clave en nuestra relación fue el encuentro con Ali Lmrabet, el periodista disidente marroquí que estuve encarcelado durante varios años. Organizamos una conferencia en Sant Adriá con este señor y fue ahi donde se consolidó nuestra amistad. Amel además hizo de traductora. Este momento reforzó la confianza mutua. Hablamos el mismo lenguage. De alguna manera este momento y la relación con Jaume y Consol reforzaron nuestro encaje en la sociedad de Sant Adriá.

Nuestra relación refuerza el puente entre la sociedad catalana y quienes venimos de fuera. Yo a través de Jaume he aprendido como funciona la sociedad catalana. Yo vengo de una sociedad donde las cosas suceden “por la gracia de Dios” y cuando llegas aquí el funcionamiento se basa en la responsabilidad de cada uno. Mi relación con Jaume ha sido clave para aprender estos valores que hoy están en el centro de mi vida. En Marruecos te valoran por la cantidad de religión que tu prácticas y no necesariamente por quien tu eres. Y yo no tengo creencias religiosas. Cuando te encuentras una persona mayor, con todo lo que el ha vivido, ha sido un privilegio para mi. 

De mi tierra me traería el Cuscus de mi abuela! Es también una manera de reivindicar el origen de este plato que es bereber. En realidad es una cuestión sentimental, es como oler mi origen, recordar las manos de mi madre y mi abuela preparándolo.

Consol 

Nací en Barcelona, en el Paseo Sant Joan. Luego me fui a Sant Gervasi y de ahí nos vinimos a Sant Adríà. Hacía un año que estábamos casados y Jaume consiguió trabajo en una fábrica y le daban la casa aquí. Como era una fábrica de trabajo continuo tenía que estar cerca por si había alguna avería. Entonces ni coches ni nada. Era el año 58. Esto era un pueblo muy industrial. En esos años llegaban muchos migrantes del sur de España.

Mohamed_Jaume-1919

¡Amel es una crack! Allá donde va lo hace redondo. Esta muy bien preparada, es muy inteligente y llegará lejos esta mujer. He aprendido mucho de sus costumbres y de su manera de vivir. Cuando estuve en Marruecos conocí a su familia que es encantadora. Todo lo que vivimos juntos es muy enriquecedor.

De mi experiencia en los viajes que hicimos juntos a Marruecos me impresionó la amabilidad de la gente. En cuanto reconocen de dónde tu eres intentan hablar en español, te saludan por la calle y todos son muy educados y amables. Fue muy agradable conocer a las familias de Amel y Mohamed. Se entiende muy bien porque ellos son tan majos cuando se conoce de donde vienen.

Mohamed_Jaume-2906

Hoy recibí a dos alumnas. Cuando las vi les dije:  Jóvenes y guapas sin saber leer y escribir no puede ser de ninguna de las maneras! Las dos estaban muy entusiasmadas y venían muy motivas. Me dijeron: te traemos un regalito. Yo les dije que no hace falta, no hace falta! Yo el regalo ya lo tengo. Un regalazo! El hecho de pensar que dos personas puedan ir por el mundo leyendo para mi es definitivo.

Mohamed_Jaume-2040

 

Amel

Para mi conocer a Consol fue como recibir 3 bofetadas: porqué me habían enseñado que la mujer sólo valía para estar en la casa y no fuera! En Marruecos la mujer está muy machacada y ver a Consol me hizo ver que yo valgo como mujer. Aprendí muchas cosas de ella. Tanto Consol como Jaume son un modelo y los sentimos como parte de la familia.

Mohamed_Jaume-2980

Yo no he sufrido el racismo aquí. En Catalunya me siento cómoda. Lo importante es encontrar el equilibrio entre mantener lo que es parte de tu cultura y abrirte a la sociedad en la que estas. Apropiarte de la cultura de aquí. Tu tienes que picar las puertas, no esperar que vengan a por ti. Yo a mis niñas, que han nacido aquí, les enseño el amazigh y el árabe, la religión musulmana, pero también están integradas, tienen su ambiente aquí.

Mohamed_Jaume-2870

De aquí valoro mucho el trato que se les da a las mujeres. La igualdad que existe. Aquí vas a cualquier lugar y te sientes y te tratan igual que un hombre. También valoro la libertad de expresarte  y la calidad de vida. De Tetuán extraño mi cultura, mis costumbres y el ambiente familiar.

Cuando ves una persona que ya sabe leer y escribir para ti es un regalo del cielo, te sientes satisfecha. Que pueda leer los carteles por la calle, firmar cualquier cosa…De aquí han salido muchas  personas que han aprendido las bases para luego ir a la escuela de adultos.

amel y consol

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s